jueves, 15 de febrero de 2018

LA FÁBRICA DE CERVEZAS DE LA CUESTA DEL HOSPITAL (SANTANDER).

Entre las fábricas de cerveza que se instalaron en la capital cántabra en la segunda mitad del siglo XIX hemos encontrado una inédita se empezó llamándose "Santa Bárbara" aunque acabó siendo conocida por su ubicación como "la de la Cuesta del Hospital".
La Abeja Montañesa 09.06.1865
Su promotor y primer propietario fue el empresario minero Salustiano Bielba Gómez, también citado como Bielva. El nombre de la nueva cervecera coincidía con el de otro fabricante madrileño de Hortaleza activo desde 1815, pero con el que no parece tener relación alguna. En el anuncio se publicitan las variedades "española", "alemana" y también gaseosa. La venta estaba prevista que se iniciase el día 15 de junio de 1865. Tres años después añadirán la variedad "Pale Ale", cuando se habla de cervezas fuertes entendemos que son de alta fermentación.
Boletín del Comercio 19.05.1868
Salustiano había amasado una regular fortuna con las concesiones mineras en Cantabria y Asturias y diversificó sus intereses en otros sectores como el ferrocarril, los seguros y la cerveza. En 1867 aparece como uno de los 50 mayores contribuyentes cántabros del ramo de la industria y, como consecuencia de ello, era elector de la Junta de Agricultura, Industria y Comencio de la provincia. Su cuota de contribución era de 62.140 y estaba radicado en Santander (B.O.P.S. 07.01.1867).
Gracias a la magnífica digitalización de la prensa santanderina ha sido posible comprobar que se trató de un verdadero fabricante de cerveza, al constar que importaba lúpulo en 1866 desde el puerto francés de El Havre. Además también aparece como receptor en otros fletes de ron y aguardiente.
La Abeja Montañesa, 09.01.1866
En 1869 la gerencia de la fábrica pasó a Antonio Diestro y Diestro.
Boletín de Comercio 20.04.1869
Antonio Diestro y Diestro es un comerciante santanderino relacionado con la actividad portuaria desde al menos 1850.  En 1857 estaba domiciliado en la Rua Menor y como hemos visto en 1869 se hizo cargo del a fábrica de la Cuesta del Hospital. Tenía una estrecha relación con Salustiano Bielba pues en 1870 Antonio fue apoderado de  Bielba en un juicio por impago de unos géneros vendidos y no pagados por un comerciante (B.O.P.S.10.02.1870).
En 1881 una noticia nos informa de que se revocó y blanqueó la fachada de la Cuesta del Hospital nº6 y que Antonio seguía siendo su propietario, aunque no hay referencias a la fabricación de cerveza. Sin embargo sí se cita con esa actividad en las edicciones del Anuario del Comercio publicadas entre 1879 y 1885.
Anuario del Comercio.... 1881.
Presisamente el 23 de marzo de ese último año falleció Antonio Diestro y Diestro y lo más probable es que se pusiera fin a la actividad cervecera.
El Atlántico 23.03.1886
Finalmente quiero acabar esta entrada aconsejando la lectura de "Industria, Consumo y Cultura de la Cerveza en Castilla la Vieja (1783-1980): Las Compañías de Santander y Valladolid" magnífico trabajo de fin grado realizado por Pablo Santos Martínez en la Universidad de Valladolid y diriguido por el profesor D. Pedro Carasa Soto. Una magnífica oportunidad para muchos jóvenes investigadores estos trabajos para ir ampliando nuestro conocimiento de la historia cervecera.

domingo, 4 de febrero de 2018

LA MONTAÑESA: UNA FÁBRICA DE CERVEZA EN SANTANDER.

La industria cervecera cántabra posee una larga y fecunda historia,  que tras la clausura de la fábrica de La Cruz Blanca en 1979,  mantienen viva los productores artesanales. Entre las marcas montañesas que ya hemos tratado en este blog tenemos: La Cruz Blanca, La Castellana, La AustriacaCervezas Cantabria.
El Atlántico 24.02.1891

La existencia de La Montañesa era conocida gracias a varias publicaciones, es citada por José Simón Cabarga en su obra "Santander, Sidón, Iberia" del año 1953 como una de las tres fábricas de cervezas que funcionaban en la capital cántabra en 1875. Esta cita ha sido recogida posteriormente por la Wikipedia y en una página de Facebook especializada en historia cántabra. También aparece en "La cerveza y la industria cervecera en España" de D. Enrique Solaesa con las razones sociales "La Montañesa" e "Hijos de Apráiz".
Vista desde Los Santos Mártires, Santander, 1891. Biblioteca Digital Hispánica.

Como es bien sabido en Santander existía toda una tradición cervecera desde el siglo XVIII  que fue el embrión de La Cruz Blanca y La Austriaca. Era una ciudad en la que se consumía bastante cerveza, pues en 1858 ocupaba la cuarta posición como provincia consumidora, con 13.374 litros anuales gravados, según recoge X. García Barber en su obra "La Cerveza en España" y a lo largo del siglo XIX fueron surgiendo nuevos productores.
Diccionario Geográfico Histórico de España y sus posesiones... tomo 13.

Tanto el diccionario de Madoz de 1849 como la Estadística Administrativa de la Contribución Industrial y del Comercio de 1857, que cita X. García Barber, coinciden en la existía en Santander de una única fábrica de cerveza, posiblemente la sucesora de la que había fundado Antonio del Campo en 1787 y que se mantenía activa según aparece en el catálogo que publicó D. Enrique Solaesa  "La cerveza y la industria cervecera en España".  Hasta  hasta 1860 no se fundó La Cruz Blanca por parte de Matossi, Franconi y Cía.
La Abeja Montañesa, 02.05.1858

La fundación de "La Montañesa" data del año 1858, fue una iniciativa de los propietarios del café del Consulado y se ubicó en la plaza del Reenganche. El café de El Consulado, posteriormente denominado El Áncora, estuvo situado desde 1803 en el número 5 del Muelle Nuevo según publicó  A. Lorena Manjón Rodríguez en su obra El Real Consulado de Santander y las artes,   por lo tanto la fábrica se instaló fuera de la instalación hostelera.
Fuente: A. Lorena Manjón Rodríguez, opus cit. Pág 50.
En un anuncio de la prensa de 1862 se indica que La Montañesa  ya estaba situada en la calle Vargas y que además de cerveza fabricaba gaseosa.
La Abeja Montañesa. 21.02.1862

También se nos informa de que el dueño de "La Montañesa" se había vuelto a hacer cargo del establecimiento tras la disolución de la sociedad anterior y que estaba situada en la calle Vargas (posteriormente paseo de La Concepción).

Suponemos que se trataba del súbdito alemán o suizo Juan Bautista Ziegler, que debía ser uno de los antiguos socios.
B.O.P.S.13.03.1863

J. b. Ziegler será  documentado al año siguiente en una orden de un desahucio en la noticia se cita a sus herederos a que se presenten por el desahucio de las habitaciones que usaba en la fábrica de cerveza "La Montañesa de Ziegler". 
La Abeja Montañesa 06.11.1865
Sin embargo el fallecimiento de Ziegler no acabó con la fábrica que pronto encontraremos relacionada con Anselmo Apráiz. Las primeras noticias de este industrial cervecero datan de 1865  cuando importaba lúpulo que llegaba en el vapor Simeón, procedente de Bayona y Bilbao. Es muy posible que tal el fallecimiento de Ziegler Anselmo Apráiz adquiriese la fábrica. La noticia de la importación de lúpulo nos indica que Anselmo estaba produciendo cerveza ya en esas fechas.  En 1870 una nueva noticia nos indica que La Montañesa se ofertaba en arriendo, pero Anselmo Apráiz continuó al frente de la misma.
Boletín del Comercio 16.09.1870

La competencia iba en aumento y en 1874 ya son cuatro las fábricas de cerveza activas en la ciudad. A las de los sucesores de Marqués del Campo,  La Montañesa y La Cruz Blanca se había unido en 1865 la de Santa Bárbara, impulsada por Salustiano Bielba en la Cuesta del Hospital nº6.
Boletín Oficial del Comercio, 24.10.1874

En 1876 se informa de que se han realizados importantes reformas en la fábrica, que se cuenta con un maestro cervecero alemán y que se atienden los pedidos desde la fábrica de la calle Vargas 9 y desde la Rivera del Muelle 17. 
Boletín del Comercio 27.03.1876

En 1878 se publica un anuncio en la prensa local en el que se indica que  se vende cerveza fuerte y alemana, además de gaseosa y que desde hacía seis meses producía cerveza bock de " Babiera".
B.O.P.S. 05.08.1878

En 1880 Anselmo Apráiz construyó una casa en una finca de su propiedad en el paseo de La Concepción y excavó un pozo, por lo es sancionado con 50 pesetas por abrir un pozo en su fábrica de cerveza. 
B.O.P.S. 25.11.1880

Anselmo Apráiz participó en varias exposiciones, en la  de 1879  recibió  un premio de segunda clase por su cerveza, por error aparece como Antonio en vez de Anselmo. En la misma cita Matossi, Franconi y Compañía ganó un premio de primera clase.
Gaceta Agrícola del Ministerio de Fomento, 30.09.1879

En la exposición de 1887 mantuvieron el segundo lugar, de nuevo detrás de  La Cruz Blanca, pero por delante de "La Austriaca".
El Atlántico 20.08.1887

En 1886 pagó por consumos 625 pesetas, frente a las 2.750 de Matossi, Franconi y Compañía, que además pagaban otras 75o pesetas por la producción de hielo. En 1888 y ya como la Hijos de Apráiz.   La Cruz Blanca pagó 2.750 pesetas mientras que hijos de Apráiz sólo cotizó 313 pesetas, lo que indica un descenso en las ventas importante en tal solo dos años. En 1890 el padre recuperó, de nuevo, el control de la fábrica. 
El Atlático, 21.06.1888

En 1894 Anselmo Apráiz presentó a subasta voluntaria su fábrica. Gracias al anuncio sabemos que las instalaciones estaban formadas por un local contiguo a la casa-cervecería de la calle Concepción. En el siguiente anuncio podemos comprobar como además de fábrica Anselmo Apráiz tenía también una cervecería en el mismo domicilio.
La Atalaya 20.02.1893

El edificio principal estaba formada por una construcción de dos pisos, buhardilla, jardín y huerta, y se podría considerar como un modelo de casa-tienda, común en la pequeña burguesía de la época.
La Atalaya 17.06.1894

La edad de Anselmo Apráiz debía ser ya avanzada y a partir de la citada subasta   ya no tenemos más noticias de su fábrica de cerveza.
Paseo de la Concepción hacia 1900

Lo más probable es que el comprador no continuase con la producción cervecera, visto el éxito que estaban alcanzando La Cruz Blanca y La Austriaca. Pocas posibilidades existían para un fabricante que no parece haber superado el mercado local. Finalmente el 12 de abril de 1902 falleció en Torrelavega Anselmo Apráiz.
El Cantábrico 12.04.1902

viernes, 5 de enero de 2018

"CLÉRIGO Y ROLDÁN" FÁBRICA DE CERVEZA EN ARÉVALO (ÁVILA).

Entre los fabricantes de cerveza de principios del siglo XX tenemos algunos que, por estar ubicados en entornos escasamente urbanizados,  son poco conocidos. Éste sería el caso de "Clérigo y Roldán" publicado ya por D. Enrique Solaesa en  el catálogo de productores de cerveza "La cerveza y la industria cervecera en España"  de CELCE. Esta fábrica de cerveza estuvo ubicada en Arévalo, capital de La Moraña abulense.
Arévalo circa 1900. Fuente: http://arevaceos.blogspot.com.es/
A pesar de ser un municipio poco poblado, pues a principio de siglo XX solo contaba con un censo de 3.495 habitantes, Arévalo estaba muy bien comunicado por ferrocarril desde 1863 y ejercía una importante influencia sobre su comarca y municipios cercanos de Segovia y Valladolid.  Por lo tanto se trataba de un núcleo agrícola y comercial importante y esta confluencia debió facilitar la instalación de una pequeña fábrica de cerveza.
Taberna de Perotas, fecha desconocida, fuente lallanura.es
En 1879 existía en la ciudad una cervecería propiedad de Wenceslao Gallego (Anuario del Comercio...1879) por lo tanto en una fecha tan temprana ya se consumía cerveza en Arévalo, y en el Anuario Riera de 1901 también aparece en esta ciudad el depósito de cerveza  "Revilla y Compañía", del que no consta domicilio. Estos datos nos indican que la cerveza tenía consumo y aceptación en la capital del mudéjar.
La confirmación de la existencia de la fábrica de cerveza ha sido posible gracias a los anuarios del comercio de principios de siglo. En la edición de 1903 aparece como "Fábrica de cervezas" de Clérigo y Roldán, ubicada en Santa Catalina.
Calle Santa Catalina en el plano de Francisco Coello de 1864.
Creemos que se trataba de dos socios,  en aquellos años existía en Arévalo un almacén de ultramarinos propiedad de Mariano Roldán quien quizá fuera uno de los dos propietarios. La cita de la fábrica se repite en las ediciones de 1904, 1905, 1906, 1908 y 1909. En el otro anuario que se publicó en esos años, el de Riera no aparecen datos de esta fábrica. Por lo tanto a partir de 1909 parece ser que la fábrica se cerró, sin duda ante la incapacidad de hacer frente a las grandes y cercanas marcas de El Águila, La Cruz Blanca y Mahou.
Anuario del Comercio. 1903.
Conclusiones: estamos ante un pequeño productor local, activo en Arévalo entre 1903 y 1909. Sus instalaciones fueron independentes de cafés y cervecerías y no consta que prudujesen gaseosa o hielo. Sin duda la creciente importancia de las grandes cerveceras debió acabar con esta olvidada iniciativa empresarial castellana.